Cada vez más, se está desarrollando la práctica de realizar las entrevistas de trabajo de forma telefónica con el objetivo fundamental de descartar candidatos a posibles entrevistas presenciales. Esta situación, además, supone una facilidad para las empresas a la hora de contactar al entrevistado, sobre todo si el entrevistador y el entrevistado están en diferentes territorios.

Desde Gi Group os queremos orientar con algunos consejos para que vuestra entrevista telefónica sea todo un éxito.

  • Cuida mucho el tono de voz. Es importante sentirse relajado y mantener una correcta higiene postural para que nuestras palabras sean siempre bien entendidas.
  • Evita que haya ruidos de fondo, y desconecta el teléfono móvil para no provocar distracciones.
  • Sonríe. La sonrisa también se transmite vía telefónica y cuando la siente el reclutador consigues transmitir cercanía, accesibilidad y dinamismo.
  • Ten a mano tu curriculum, así como un papel y bolígrafo para tomar notas.
  • No interrumpas al reclutador durante la entrevista.
  • Conoce la empresa para resolver cualquier tipo de pregunta “incómoda”.
  • Mantén la rutina de “horario de oficina”. Nunca sabes cuándo te van a llamar, y no es recomendable dar una imagen somnolienta. De la misma manera, puede ayudar el vestirse de manera formal, evitando realizar la entrevista en pijama.
  • Responde de forma clara y concisa a las preguntas formuladas.
  • No comas, fumes ni mastiques chicle durante la entrevista.
  • Busca un sitio tranquilo en el que no haya interrupciones. La presencia de las mascotas puede distraernos, así que es fundamental mantener un espacio libre de cualquier presencia que pueda ponernos nerviosos.
  • Es importante que al acabar el proceso mostremos agradecimiento, alegría por haber sido seleccionados para la entrevista y ganas de trabajar.
Comparte